El aire acondicionado como ayuda contra tu alergia

Las enfermedades alérgicas son una de las situaciones más incómodas a la par que extendidas por las que pasa la población española. Afectando aproximadamente a un 30% de la población, son muchas las dudas que surgen a su alrededor, buscando soluciones directas a un problema estacionario en la mayoría de ocasiones y, por tanto, imposible de evitar. Con la presencia de alérgenos de forma casi constante a nuestro alrededor es prioritario buscar medidas preventivas o, cuando menos, atenuantes, aprovechando cualquier tipo de recurso que tengamos a nuestra disposición. Es aquí donde aparecen los sistemas de aire acondicionado como respuesta a las alergias, naciendo primero como idea tentativa hasta llegar a la actualidad en forma de consejo recomendado por los especialistas aprovechando la expansión de estos dispositivos durante los últimos años.

Beneficios del aire acondicionado frente a las alergias

Aunque la primavera es la época del año más asociada a sufrir de alergia hay que tener en cuenta de que también podemos sufrirla con presencia de ácaros, polvo o incluso humedad en el ambiente. Las habitaciones cerradas en nuestro hogar son especialmente vulnerables, permitiendo que se acumulen todo tipo de elementos cuando no mantenemos un saneamiento constante. Al mismo tiempo, si incidimos demasiado en la ventilación hacemos que las partículas del exterior entren a nuestra casa, particularmente problemático en dicha época con la presencia de polen.


Es aquí donde el aire acondicionado destaca purificando el aire. Mantener un entorno saludable con estos dispositivos no se reduce a su uso aplicando calor o frío dependiendo de la temperatura del ambiente, disponen de recursos para optimizar la calidad del aire en el interior de las habitaciones. Cualquier persona que sufra de alergia se habrá dado cuenta que no le ocurre en centros comerciales o tiendas especializadas. Gracias a los sistemas de aire acondicionado se puede mantener un entorno libre prácticamente de cualquier alérgeno al purificar la zona donde actúan.

Aprovechando al máximo nuestro aire acondicionado

Mejorar el ambiente de nuestro hogar requerirá de cierta atención por nuestra parte si queremos sacar el máximo rendimiento al aire acondicionado. Buscamos mitigar el impacto de los alérgenos inicialmente para crear a continuación una climatización perfecta en casa, y para conseguirlo tendremos que fijarnos en unos cuantos detalles que normalmente pasaríamos por alto con un uso cotidiano.

  • Mantén limpios los filtros del aire acondicionado: Los sistemas de climatización se basan en el uso de filtros para eliminar las partículas del aire presentes, filtrando el aire de forma puramente física. Como es de esperar, en un ambiente cargado es fácil que los filtros acaben saturándose impidiendo el buen funcionamiento del dispositivo al no devolver un aire realmente puro. Ten en cuenta que también captura elementos como el polvo o el polen, si vamos a recurrir a él en primavera tendremos que prestar especial atención a este punto. Mitsubishi Electric siempre nos brindará apoyo tanto para la limpieza como para el mantenimiento de nuestra máquina, siendo un proceso mucho más sencillo de lo que podemos imaginar.
  • Estudia instalar varios aparatos: Puede resultarnos tentador convertir una habitación única de nuestra casa en el rincón a salvo de las alergias, pero lo más normal es que recorramos las distintas salas a lo largo del día exponiéndonos inevitablemente. Una buena idea es distribuir diversas máquinas a lo largo de la casa manteniendo un ambiente óptimo en todo momento, ajustando la intensidad de cada aparato por separado sin degradar el aire de otras zonas menos utilizadas al no renovar el aire correctamente. La gran ventaja es que actuaremos directamente sobre la calidad del aire en nuestro hogar, purificándolo en todos los rincones sin que apenas notemos diferencia entre las habitaciones al crear un ambiente completo.
  • No descuides la ventilación y la limpieza: Por eficaz que se nuestro aire acondicionado no es capaz de hacer milagros. Tendremos que seguir manteniendo una correcta ventilación y limpieza para que no se acumule la humedad, evitando generar un ambiente cargado que incite la presencia de bacterias y hongos. Gracias a nuestro climatizador ajustaremos los horarios de limpieza y ventilación a las primeras y últimas horas del día, evitando que entren en la habitación más partículas por descuido. Valora utilizar al mismo tiempo el aire acondicionado para ayudarte en tu tarea, permitirá que trabajes en una zona más confortable actuando directamente sobre el problema hasta que puedas relegarle la tarea completamente.
  • Permanece con las ventanas cerradas: No servirá de nada que el aire acondicionado filtre un aire que se encuentra constantemente viciado por la entrada de alérgenos del exterior. Una vez que nos hayamos asegurado que la sala se encuentra perfectamente aclimatada procederemos a cerrar las ventanas, manteniendo un ambiente libre de partículas sin que haya peligro de que se contamine. En determinados casos puede interesarnos extender la medida a cerrar las puertas de otras habitaciones que no dispongan de aire acondicionado, sobre todo si no tenemos pensado usarlas a lo largo del día.

Cuidando de tu mejor aliado

Una vez nos acostumbremos al aire acondicionado para purificar el aire tenderemos a utilizarlo constantemente por su sencillez y eficacia. Como es de esperar, el mantenimiento de los dispositivos se resiente, pudiendo escaparse de nuestros conocimientos e interés personal para que esté en condiciones óptimas. No dudes en recurrir a profesionales para el mantenimiento del aire acondicionado. Podemos hacerlo incluso en la limpieza de los filtros aunque estemos acostumbrados a hacerlo, sobre todo cuando esperamos una época donde nos expondremos a alérgenos de forma habitual. Empezar la primavera con nuestras máquinas perfectamente a punto nos ayudará muchísimo en su posterior mantenimiento.

Merece la pena que prestemos siempre atención a nuestro aire acondicionado. Los beneficios para los alérgicos se expanden gracias a su control sobre la temperatura, evitando que se acumule el moho, aparezcan humedades o haya presencia de mosquitos en el ambiente. Cuando somos susceptibles a sufrir de alergia normalmente serán varios los focos posibles, actuando el aire acondicionado en todos ellos incluso aunque no nos demos cuenta. Si nuestra máquina se encuentra a pleno rendimiento no perderemos ninguna de sus ventajas en nuestro hogar, ganando en salud y tranquilidad.

Experto en diseño, instalación y reparación de equipos de aire acondicionado Mitsubishi Electric. Carnet instalador, mantenedor RITE Clima/Ventilación y Carnet instalador ACS. Amplio conocimiento de todas las gamas de climatización de Mitsubishi Electric. Contacta con él en: info@lowcostclima.es


Comentar

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.