¡Niños en casa!

¿Enchufamos o no el aire acondicionado?

Con la llegada de un niño o niña a cualquier hogar son muchas cosas las que cambian. Hay que ir adaptando usos y costumbres a las necesidades de los más pequeños. Y una de las preocupaciones más recurrentes en los padres es la referente al uso del aire acondicionado, al menos hasta que alcanzan cierta edad.


Un niño o niña no tiene las defensas tan desarrolladas como un adulto, cualquier cambio brusco de temperatura puede ser perjudicial, sobre todo si estamos hablando de un recién nacido, de un niño prematuro o de un bebé.

Durante el primer año de vida, sus vías respiratorias son más estrechas y, por tanto, son más sensibles a cualquier cambio ambiental. Por eso, los niños pequeños son proclives a sufrir infecciones o irritaciones en las mucosas respiratorias y catarros.

De hecho, en verano, según las estadísticas, se produce un 20% de los resfriados comunes, la mayoría por una temperatura inadecuada o por una mala ubicación del sistema de climatización.

Los pediatras también hablan de la importancia de una adecuada temperatura y de una correcta ubicación del aparato para que los niños tengan un correcto descanso.

¿Pero es, o no es conveniente el uso de aire acondicionado?

La respuesta es que no es perjudicial si se toman unas sencillas precauciones, y más cuando se trata de un bebé de pocos meses.

Durante los 6 primeros meses, se aconseja una temperatura de 21 a 24 grados durante el día.

Aire acondicionado de día – Aire acondicionado de noche

Pero una cosa es el día y otra bien distinta la noche.

Durante los 6 primeros meses, los especialistas aconsejan que la temperatura de la casa oscile entre los 21 o 24 grados durante el día. Por la noche, conforme avanzamos en edad, el tema no está tan claro.

Hay quien considera que no tiene por qué apagarse el aire acondicionado, que sólo es cuestión de bajar un poco la temperatura, siempre que el niño esté convenientemente tapado, acorde a la estación en la que nos encontremos. Aunque lo habitual es recomendar que se climatice o refresque previamente la habitación antes de acostar al pequeño o pequeña.

De todos modos, debemos tener en cuenta que la temperatura de un dormitorio infantil nunca será la misma que la de los adultos. Básicamente, porque nosotros generamos mucho más calor que los niños.

La temperatura ideal para la noche oscila entre los 19 y los 21 grados.

Eso sí, hay que tener siempre presente que un equipo de climatización puede reducir la humedad del ambiente. Por lo que no estaría de más que periódicamente se ventilara la casa o la habitación y que se dispusiera de un humidificador.

La humedad recomendable varía entre un 30% y un 50%.

Otra de las recomendaciones por excelencia es la de que el bebé no esté expuesto directamente al flujo de corriente de aire y la limpieza a fondo del mismo.

De noche se aconseja una temperatura que se sitúe entre los 19 y los 21 grados.

Instalación, mantenimiento y limpieza

En LowCostClima.es siempre recomendamos llevar un correcto mantenimiento y limpieza de los sistemas de aire acondicionado, pero cuando hay niños en casa hay que tenerlo más presente que nunca.

Un buen mantenimiento y una adecuada limpieza son claves a la hora de evitar la acumulación de residuos (ácaros, polvo, suciedad…) que pueden provocar alergias, infecciones o problemas respiratorios.

Una última recomendación y un caso anecdótico

A lo largo del día es más que posible que un niño, sea cual sea la edad que tenga, entre en contacto con otros ambientes, entornos o lugares distintos a los del hogar.

Como visitantes de grandes almacenes, usuarios de transporte público…etc, sabemos que el choque térmico entre el interior y el exterior es mayor en unos lugares que en otros. Por este motivo, no está de más que cuando salgamos con los niños llevemos siempre alguna prenda de abrigo. De este modo, evitaremos que el pequeño o la pequeña sufra corrientes de aire muy fuertes o choques térmicos demasiado bruscos.

Acabamos con un caso anecdótico que tuvo lugar en China.

Un aparato de aire acondicionado le salvó la vida a un niño que se había caído desde la ventana de su casa. La ubicación del aparato amortiguó la caída y posibilitó que los vecinos lo pusieran a salvo.

Aire acondicionado y niños. Una relación que no tiene por qué resultar perjudicial.

Experto en instalación y reparación de equipos de aire acondicionado de Mitsubishi Electric. Frigorista con 20 años de experiencia. Carnet manipulador gases fluorados todas las cargas. Carnet instalador, mantenedor RITE Clima/Ventilación. Carnet instalador ACS. Pregúntale lo que quieras en los comentarios.


Comentar

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.